Miércoles, 25 de junio de 2014
Hasta el 31 de agosto de 2014

La pintura figurativa de Juan Quiñones en el Castillo de Santa Catalina de Cádiz

[Img #18288]La exposición ‘El placer y la eternidad’ presentada por Juan Quiñones en el Castillo de Santa Catalina recoge a la perfección las formas y el espíritu artístico de este autor gaditano a través de 52 acrílicos sobre lienzo de diversos tamaños; una figuración matizada con el estilo pop y el estallido del color.

 

Buena parte de sus pinturas están inspiradas en sus fotografías y, por lo tanto, en sus propias experiencias. La muestra refleja a personas en situaciones cotidianas. La peculiaridad de esos contexto es que reflejan situaciones agradables, placenteras, ‘manifestaciones hedonistas’. Como un paseo o una reunión de amigos en la calle, una escena en la playa, una fiesta. ‘Son escenarios urbanos, exteriores, con grupo de gente’, explica el artista: en el casco histórico de Cádiz, en la playa de San Sebastián, en la Quinta Avenida de Nueva York o en Roma. ‘Casi todo lo he vivido, he sido testigo, aunque hay obras que son frutos de pura inventiva’. La exposición se completa con cuadros de otra serie anterior, muy diferenciada, donde el retrato -los primeros planos con aire fantástico- son los principales protagonistas.

 

Juan Quiñones Grimaldi es un pintor y fotógrafo que se centra en lo figurativo desde sus inicios en Chiclana de la Frontera, su ciudad natal. Una figuración con matices poéticos, fantásticos y surrealistas que se fue acercando al pop, pintura a veces realista, una obra que ha tenido influencias del cine, la fotografía, el cómic, la publicidad… Es la pintura que expone con el título de ‘El placer y la eternidad’ -inspirado en una frase de Nieztche en su obra ‘Así habló Zaratustra’-, en el Castillo de Santa Catalina, Cádiz, hasta el 31 de agosto de 2014.

InfoENPUNTO • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress