Fuente: Fundación Focus-Abengoa
Miércoles, 22 de octubre de 2014

La Fundación Focus-Abengoa cede obras para la gran exposición dedicada a Velázquez en Viena

Enviar por email

[Img #19356]La Fundación Focus-Abengoa ha anunciado que participará en la gran exposición internacional sobre Velázquez que tendrá lugar en Viena y posteriormente en Paris. Cederá para la muestra sus dos Velázquez: Santa Rufina y la Inmaculada, dos significativas obras de la etapa sevillana del pintor. Con ocasión de este préstamo temporal, la Fundación Focus-Abengoa ha presentado dos nuevos depósitos que se incorporarán a la colección permanente del Centro Velázquez, que podrán contemplarse hasta julio de 2015 en el Hospital de los Venerables, sede de la Fundación. Para ello, la Fundación ha firmado un acuerdo de cesión temporal con el Arzobispado de Sevilla y la Archicofradía Sacramental de la Exaltación de la iglesia de Santa Catalina de Sevilla. 

 

Así, la Fundación Focus-Abengoa colaborará con el préstamo de las obras Santa Rufina e Inmaculada de Velázquez a las prestigiosas exposiciones que durante el otoño de 2014 y primavera de 2015 le dedicarán al artista en Viena, en el Kunts Historisches Museum Wien, en la que será la mayor retrospectiva que se haya hecho nunca en Europa central, y que posteriormente podrá verse en París en el Museo del Louvre. La ciudad de Sevilla estará representada por la Fundación Focus-Abengoa con dos de sus principales obras, que convivirán con pinturas tan importantes como La Fragua de Vulcano, del Museo Nacional del Prado; La Venus del espejo, de la National Gallery de Londres; o El Aguador de Sevilla, de la Wellington Collection Apsley House de Londres.

 

Durante los meses que duren estas citas internacionales, el Centro Velázquez se enriquecerá con el préstamo del Cristo atado a la columna con San Pedro, de Pedro de Campaña, una de las mejores pinturas del renacimiento sevillano, cedido por la Archicofradía Sacramental de la Exaltación de la iglesia de Santa Catalina de Sevilla; y la Inmaculada, de Francisco Pacheco, cedido por el Arzobispado de Sevilla. Se trata de una magnífica oportunidad para poder contemplar dos cuadros que habitualmente no se pueden admirar, bien por encontrarse en dependencias privadas del Palacio Arzobispal, como ocurre con la obra de Pacheco, o bien por encontrarse en restauración la iglesia de Santa Catalina, de donde procede la tabla de Campaña.

Enlaces automáticos por temática
InfoENPUNTO • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress