Amalia García Rubí
Viernes, 20 de febrero de 2015
Madrid. Hasta el 10 de marzo

Jerónimo Salinero, divertimento para cuerda, en la Galería Orfila

[Img #20504]La exposición presentada por Jerónimo Salinero en la galería Orfila tiene como denominador común un instrumento sencillo pero que le ofrece al artista un sinfín de posibilidades conceptuales y formales: La cuerda es, en palabras del autor: “El hilo componente, el instrumento, la idea”. Según afirma Salinero: “Mi divertimento está en la cuerda, fina, ancha, larga, corta…” Los cuadros resultantes de este divertimento, de este singular capricho al que se entrega Salinero, compaginan con originalidad el dibujo y el color para alumbrar la forma primaria, blanda, inmediata, con unas técnicas igualmente rudimentarias que recurren a lo primitivo para enriquecer al máximo la expresión. Un lenguaje primordial de iconos surrealistas, evocaciones poéticas de extrañas obsesiones y ensoñaciones donde caben tanto los versos intrincados como la emanación primera. Partiendo de la escritura automática de este “cadáver exquisito”, Jerónimo Salinero ha dado a luz todo un repertorio de imágenes sugerentes que surgen desde lo más recóndito y escondido de su deseo.

 

En esta exposición de Jerónimo Salinero, última de las realizadas en la galería Orfila, desde que expusiera por primera vez en esta sala en 1981, tiene cabida tanto la imagen plástica como las letras, la escritura tanto como la pintura, en un sincretismo plástico-literario de hondas raíces vanguardistas. Una muestra que requiere cierta apertura de mientes necesaria para entender el alcance genuino de sus obras.

 

(Galería Orfila, c/ Orfila 3, de Madrid. Hasta el 10 de marzo)

Enlaces automáticos por temática
InfoENPUNTO • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2019 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress