José Pérez-Guerra
Martes, 20 de septiembre de 2016

En el acomplejado mundo de la cultura lo ‘inglis’ es un salvoconducto

Enviar por email

[Img #25302]Artistas, galeristas, gestores culturales y hasta funcionarios en la política cultural, utilizan palabras y conceptos tomados del inglés para informar al público español sobre temas y acontecimientos de carácter local, nacional e internacional. Así vemos que un sitio determinado o específico lo es más si se denomina ‘site-specic’; que una galería de arte es más galería si se denomina ‘gallery’; que ‘Fashion’ es más moda, estilo o elegancia puesto en inglés, aunque los visitantes al salón de moda sean en su mayoría madrileños. Y cuando las galerías de Art Madrid inauguran, el mismo día, la temporada expositiva lo hacen con la convocatoria Gallery Weekend, fin de semana de galerías, que queda muy bonito ante la asistencia española al festival, donde entre los muchos cuadros pueden encontrarse paisajes, vitas o panoramas titulados ‘Landscape’. Y esta especie de ‘neologismos’ se repite como un eco que va desde las ferias de arte a los festivales de moda, las galerías, y la titulación es de los artistas, de aquellos que conocen el inglés y de los que solo saben que los títulos anglo son  muy de actualidad.

 

En el siglo XIX las muchachas bien que no chapurreaban el francés demostraban incultura y no buena crianza. Y en el siglo XX, cuando Estados Unidos como potencia cultural tras la II Guerra Mundial eleva su listón artístico al amparo de su gran mercado, su producción sube muchos enteros y se internacionaliza; es cuando el idioma inglés adquiere un protagonismo que en las artes ha marcado pautas, y las titulaciones que señalamos dan fe de ello.

 

El inglés y el español son los dos grandes idiomas internacionales, hablados o conocidos en todo el mundo. El español es el primero como lengua materna, lengua oficial en los países hispanoamericanos, además de España, y el segundo hablado en Estados Unidos; una lengua de entendimiento, como es el inglés, que aunque no se valore en su justa medida en España, porque en unas partes se trata de desterrarlo como sucede en Cataluña, Baleares, Valencia y País Vasco- y en muchos sectores culturales, se le minusvalora como si fuese una lengua aldeana, es nuestro gran activo en el mundo actual; por eso llama mucho la atención que en lo que llama cultura haya tanta incultura y demasiados complejos.

Enlaces automáticos por temática
InfoENPUNTO • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress