Martes, 4 de julio de 2017
Madrid

‘Sonia Delaunay. Arte, diseño y moda’ en el Museo Thyssen-Bornemisza

Enviar por email

[Img #27366]En esta primera muestra en solitario en España de Sonia Delaunay, el Museo Thyssen-Bornemisza pretende destacar no sólo su importante papel como pintora de vanguardia, sino también la exitosa aplicación de su ideario artístico a la vida cotidiana. Su obra puramente pictórica se exhibe en las salas junto a libros y escenografías teatrales, diseños publicitarios, de interior y de moda, telas y vestidos, reuniendo más de 200 piezas procedentes de instituciones públicas como el Centro Pompidou, la Biblioteca Nacional de Francia, el Museo de la Moda de París o el Museo Reina Sofía, así como de colecciones privadas. La exposición, que cuenta con la colaboración de la Comunidad de Madrid, se une así a las tendencias historiográficas que han revisado recientemente su trayectoria para demostrar el carácter multidisciplinar de su obra, que le permitía explorar diversos soportes y técnicas más allá de la pintura.

 

Nacida en Ucrania en el seno de una modesta familia judía, Sonia Delaunay (1885-1979) fue acogida por sus tíos maternos en San Petersburgo siendo aún niña, y comenzó su formación artística en 1904 en Karlsruhe (Alemania) y dos años después siguió en París, donde contrajo un matrimonio de conveniencia con el marchante Wilhelm Uhde, en cuya galería expuso por primera vez en 1908, tiempo en que conoció a artistas de vanguardia como Picasso, Braque y Robert Delaunay con, tras divorciarse, se casó en 1910, iniciándose un intercambio artístico entre los dos, aunque Sonia compaginó los pinceles con las agujas de bordar, la decoración de interiores o el diseño de moda. Paris era para ellos fuente de inspiración, pero fue en Madrid donde Sonia crece en    sus múltiples facetas.

 

Al estallar la I Guerra Mundial el matrimonio Delaunay se encuentra de vacaciones de España por lo que decide instalarse en Madrid. Ailados de la vanguardia buscan inspiración en los maestros clásicos y Sonia se inscribe como copista en el Museo del Prado. En su trabajo se fija en el arte popular; en los cantantes y bailarines flamencos; residen durante un periodo en Portugal y cuando retornan a Madrid Sonia empieza a diseñar escenografías y vestuarios para los Ballets Rusos; y figurines y decorados. Recortes de periódicos y fotografías de la época permiten reconstruir este periodo en las salas y reivindicarlo como un momento decisivo en su carrera, a la vez que se acompañan de una selección de bocetos de moda y una chaqueta de lino (1928), pintada y bordada, que evoca el espíritu de lo que la prensa madrileña dio a conocer como ‘el estilo Sonia’.

 

En 1921 los Delaunay regresan a París donde continúan sus creaciones. Y ambos trabajan en la decoración de dos grandes pabellones de la Exposición Universal de París de 1937, de los que se presentan en la exposición tres bocetos, cerrándose el recorrido de la exposición con tres grandes composiciones abstractas de su etapa final, ‘Ritmo coloreado nº 694’, ‘Ritmo color’ y ‘Mosaico horizontal’. En 1941 muere Robert; en 1964 es la primera mujer viva que expone en el Louvre.

 

La exposición ‘Sonia Delaunay. Arte, diseño y moda’, comisariada por Marta Ruiz del Árbol, se presenta en el Museo Thyssen-Bornemisza, de Madrid, del 4 de julio al 15 de octubre de 2017.

Enlaces automáticos por temática
InfoENPUNTO • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress