Miércoles, 11 de noviembre de 2009
En la Sala San Esteban, de Murcia

Alfonso X El Sabio, monarca de la modernidad

[Img #1387]El infante Alfonso, hijo del rey Fernando III de Castilla y León, reconquistó el Reino de Murcia del poderío musulmán en 1243, reino queda asociado a Castilla en un tiempo en que, firmado el Tratado de Almizra con Aragón, se confirma la responsabilidad de cada cual en la Reconquista, que era empeño común desde el principio. Al infante, al que fuera rey Alfonso X El Sabio, se le dedica en la Sala San Esteban, de Murcia, una exposición, comisariada por el historiador Isidro Bango, en la que se informa del compromiso intelectual de este monarca medieval, al buscar en las raíces del pasado y construir desde las circunstancias de su presente para una población abocada a la convivencia.

Entre las joyas 240 joyas de la exposición destacan los cuatros ejemplares de las "Cantigas de Santa María", códices que contienen los poemas compuestos por Alfonso X en honor a la Virgen, que se conservan dispersos, uno en Toledo, otro en Florencia y dos en el Monasterio de El Escorial; y Las Siete Partidas, obra jurídica fundamental de aquel tiempo. Se trata de una muestra articulada en secciones que contemplan desde el Taller de los Proyectos Reales que explica la creación de las obras, a La Iglesia, poder indiscutible en todos los terrenos, desde la fe a la guerra y también en los negocios; Los Juegos; La Música; la Historia con la recopilación de obras del scritorium alfonsí; la Ciencia con la cosmología, lo visto y lo oculto; la Murcia que reconquistó; leyes; también poesía.

Y puede verse la mejor copia medieval del desaparecido manual de astronomía del emperador Carlomagno, donde, al modo romano, se recogen las constelaciones; las Tablas Alfonsíes, conservadas en la Catedral de Sevilla; y la talla "Virgen Abridera", de Allariz, que se abre para mostrar la escena religiosa que conserva en su interior; junto con juegos, tableros y piezas de ajedrez, testimonios de un momento histórico, cuando el Reino de Aragón conquistaba Valencia y las Baleares; el rey de Portugal llegaba hasta Ayamonte; mientras ekl de Castilla y León establecía en Murcia un clima de convivencia donde los conocimientos de cada cual sumaban, y se reconquistaba el Santo Reino de Jaén, se llegaba a Córdoba y Sevilla... aunque la liberaciòn total de los que los invasores llamaron Al-Andalus, no llegase hasta dos siglos después.

Para el medievalista Isidro Bango, comisario de la exposición, Alfonso X fue un monarca "de la modernidad" que intentó erradicar privilegios legales de los aristócratas. La muestra se clausurará el 31 de enero de 2010.
InfoENPUNTO • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress