Domingo, 29 de noviembre de 2009
Valencia. Hasta el 31 de enero de 2010

"Shadows must Dance", de Bernardí Roig, en el IVAM

Enviar por email
[Img #1505]Tras mostrarse en la Galería de Arte Moderno Ca Pesaro, de Venecia, la exposición "Shadows must Dance", de Bernardí Roig (Mallorca, 1965), se presenta en el Instituto Valenciano de Arte Moderno, IVAM, de Valencia hasta final de enero. La muestra, patrocinada por Fomento Urbano, reúne veinticinco obras entre esculturas, dibujos, vídeos e instalaciones, además de una fuente inspirada en la célebre foto de Bruce Nauman "Self-Portarit", 1968, e instalada en la explanada del IVAM.

La obra de Bernardí Roig constituye un ejemplo claro del planteamiento sintético de problemas artísticos de diversas procedencias: por un lado, los géneros tradicionales; por otro, la realizaciòn de corte realista y, en tercer lugar, la voluntad de intervenir en los procesos creativos que generacionalmente le corresponden. A través de su obra plástica, normalmente esculturas blancas sacadas del calco a personas reales, que son una reflexión postmitológica sobre el sentido mismo de la figura humana como última y solitaria presencia, Bernardí Roig propone un itinerario de ideas vinculadas al hecho heroico de la mirada. Su trabajo ha estado siempre en una relación de tensión con la representación de las imágenes, usando la luz como metáfora de la memoria.

Pintor, escultor y grabador, Bernardí Roig ha logrado situar su obra en los circuitos internacionales; una obra galardonada en diversos certámenes y encuentros, como la Bienal de Alejandría donde en la XXI edición, 2001, obtuvo el Gran Premio, y presente en colecciones públicas y privadas. La exposición en el IVAM de Valencia se clausurará el 31 de enero de 2010.
InfoENPUNTO • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress